Encendido de Velas

Sábado 23/06
Chukat

  • Montevideo: 18:23 hs
JAI - El sitio de la Colectividad Judía en Uruguay
Facebook: JAI.Uruguay           Twitter: @JaiUruguay           E-mail: info@jai.com.uy           Web: http://www.jai.com.uy

David ben Jaim

Nacio el 11 de Abril de 1933 en Concepción, Chile.
El año 1939 la familia se traslada a Santiago. El año 1943 se incorporo al JIS (Juventud Israelita Sefaradí) formando parte de la Directiva que en 1947 adhiere a Hanoar Hatzioní, quedando a partir de ese instante, integrado al sionismo en forma indivisible.
Sus primeros comentarios los escribio a partir de 1964 y de 1970 en adelante, se incrementan hasta llegar a ser parte de su ser.
Estos comentarios se han publicado en la casi totalidad de medios comunitarios chilenos, principalmente en El Vocero y Jadashot de la Comunidad Sefaradí.
En la actualidad, es columnista habitual del portal electrónico ANAJNU.

25 de enero de 2018

¿LA FRANJA DE GAZA AISLADA O BLOQUEADA POR ISRAEL?

Queridos amigos, creo que una de las mentiras más reiteradamente repetidas por más de 40 años, es que Israel tiene bloqueada a la Franja de Gaza, lo que impide su desarrollo y se ha transformado en la cárcel más grande del mundo.

A tal punto ha sido difundida esta falaz calumnia, que ya nadie pone en duda su veracidad. Incluso, son muchos los judíos que se la creen. Hoy, a través de mi modesto comentario, espero poder demostrar fehacientemente, la realidad. Dios me dé la capacidad de desarrollar adecuadamente la respectiva argumentación, de manera de poder cumplir exitosamente lo que me propongo.
Vamos a partir reconociendo que la Franja está custodiada por el ejército israelí, pudiendo ingresar a ella sólo por pasos debidamente acreditados y custodiados, a objeto de impedir el ingreso de armas, especialmente morteros y cohetes, o elementos que permitan su fabricación, los cuales, ingresados clandestinamente, tienen como único propósito, asesinar civiles israelíes, por medio de los permanentes disparos que se efectúa, desde dicha Franja, contra la población de Israel.
Pero esto, por ningún motivo quiere decir que Gaza se encuentre imposibilitado de recibir sus necesidades alimenticias, medicinales, deportivas, recreativas y de todo lo que en la actualidad, se puede adquirir en cualquier lugar civilizado de éste sufrido planeta.
Quien sí lo tiene aislado es su vecino del Sur, Egipto, ya que el paso que los separa, Rafah, se abre por parte de sus hermanos egipcios en muy contadas oportunidades, cada año y, sobre esto, nadie lo comenta, pese a que debiera ser el paso lógico para surtir a los gazatíes, muy mayoritariamente musulmanes, al igual que los egipcios, de sus necesidades básicas.
Sabemos que en una cosa, los terroristas de Hamás, que domina fieramente la franja, son magistralmente creativos y eso es la construcción de grandes, costosos y sofisticados túneles subterráneos, por donde transitan los terroristas de Hamás libremente, introduciéndose clandestinamente, tanto en Egipto como especialmente en Israel.
Para impedir esto, el gobierno egipcio inició hace muchos años atrás, la construcción subterránea de un cerco, el cual, llegando a más de 30 metros de profundidad, logra cortar los túneles gazatíes, impidiendo así el paso de contrabando de toda especie, incluso armas que van en ambos sentidos, ya que, a través del desierto, Irán y sus siervos de Hezbollá, envían armas a Hamás, así como estos, suministran armas a movimientos que luchan contra el gobierno egipcio. Esto que es aceptado y considerado legítimo por todos, ya que se considera apropiado para defender a egipcios de ataques terroristas, es clasificado como un delito fragrante, que viola los DDHH de los mismos terroristas de Hamás, cuando los que interceptan estos envíos, son israelíes.
Recordemos las protestas, incluso en el seno de la ONU, a fines del año pasado, en que los palestinos pidieron condenar a Israel por destruir un túnel detectado en la frontera y que ya había penetrado más de 100 metros en territorio israelí. Producto de la destrucción de la parte ubicada en Israel de dicho túnel, 14 terroristas que participan en la construcción clandestina de dicho túnel, fallecieron, lo que provocó la protesta palestina.
Creo que es oportuno recordar que uno de los argumentos permanentemente esgrimidos por Hamás, es que están en la pobreza más espantosa, por culpa del bloqueo israelí. ¿Cómo, si están tan necesitados de financiamiento para otorgar cualquier bienestar a su pueblo, ya sea en infraestructura, en construcción de Hospitales o escuelas, incluso viviendas, pueden gastar cientos de millones de dólares en la construcción de estos túneles, con muros de concreto y fierro, aire acondicionado, redes de luz eléctrica, agua y cantidades indescriptibles de armas, para cuando ya terminados, poder incursionar en sus atentados en contra de civiles israelíes? Es sabido que el cemento y fierro que utilizan en dichas construcciones, son de procedencia israelí y son robados a civiles palestinos, a los cuales se les envió para construir sus propias viviendas. Si alguna de las víctimas de tal despojo, se atreve a reclamar, tanto su vida como la de sus familiares, corre peligro inminente.
A continuación, los invito a analizar el “bloque” propiamente tal y, estoy seguro, ello nos llevará a la conclusión que la Franja puede sobrevivir única y exclusivamente, gracias a la permanente ayuda israelí.
De partida, el suministro eléctrico, energético y de agua potable, llega en su casi totalidad, desde Israel. Permanentemente, Hamás se ve enfrentado a serios problemas para poder cancelar estas cuentas. Cada vez que la deuda alcanza cifras de cientos de millones de dólares, las empresas proveedoras israelíes “amenazan” con parar los respectivos flujos, lo cual, en la práctica, en muy contadas oportunidades se ha dado y por tiempos muy acotados.
Uno de los principales motivos que ha llevado a las autoridades de Hamás de llegar a acuerdo con la ANP y su Presidente Abbas, para una reconciliación o unificación, es para obtener dineros de éstos últimos, a fin de pagar tanto las deudas ya mencionadas, como a los más de 80.000 “empleados” que trabajan para Hamás, ya que los ingresos que reciben sus dirigentes, están destinados a sus propios bolsillos y, lo que sobra, para la construcción de túneles y subterráneos ocupados como arsenales, construidos bajo Hospitales, escuelas, mezquitas y casas de civiles.
Vamos a la frontera y los pasos habilitados por Israel y el destino de cada uno de ellos. Son dos los pasos oficiales entre la frontera de Israel y Gaza, Erez en el Norte y Kerem Shalom en el Sur.
El primero, se destina al paso de personas, enfermos y sus respectivos acompañantes, comerciantes, diplomáticos e integrantes de organismos internacionales que, en cumplimiento de sus funciones, deben transitar de un lugar a otro. Salvo para los dos últimos, los cuales sólo deben acreditar su cargo, el resto debe tramitar permisos especiales, lo que les permitirá cruzar la frontera, pasando por los respectivos controles, cada vez que lo necesiten.
Esta medida se justifica dado el permanente intento de los terroristas, tanto de Hamás como de otros grupos terroristas, de ingresar a Israel, con el objeto de efectuar atentados terroristas, lo que previo a estos controles, significó permanentes atentados con decenas de muertos y cientos de heridos, en cada oportunidad.
Ya en comentarios anteriores, me he referido a los cientos de enfermos palestinos que permanentemente son atendidos en Hospitales israelíes, recibiendo la misma atención que se le brinda a los propios israelíes, pero sin que tengan que cancelar por dichos servicios. Son muchos los dirigentes de Hamás y de la ANP que tanto ellos como sus parientes más cercanos, han recurrido a hospitales de Israel, sin ser discriminados, incluso a aquellos que permanentemente proclaman como objetivo de sus vidas, destruir a Israel.
Por el otro paso fronterizo, Kerem Shalom, transitan diariamente cientos de grandes camiones, conduciendo alimentos, medicinas, equipos tecnológicos, ropa y todo lo que requieren los gazatíes para su vida y necesidades diarias. Igualmente, todo lo que la Franja exporta al mundo, debe transitar por este paso, camino a Haifa o el puerto que corresponda, donde serán embarcados a su destino final.
Sólo para que pueda ser cuantificada la intensidad de lo que Israel envía a Gaza, daré algunas cifras. El año 2017, se enviaron 57.000 toneladas de alimentos, 10 mil toneladas de instrumentos y equipos electrónicos, 3.300.000 toneladas de cemento, fierro y materiales de construcción general, que ya vimos como en gran medida terminan clandestinamente en la construcción de túneles terroristas. 15.000 toneladas de textiles varios, 12 mil toneladas de artículos e insumos agrícolas, más la casi totalidad de las medicinas que se consumen en la Franja.
Esta increíble movilización de mercaderías que envía Israel a la “bloqueada” Franja de Gaza, requirió de más de 150.000 camiones sólo durante el año 2017, mientras que las exportaciones gazatíes, significaron aproximadamente 2.500 camiones.
Termino este comentario, mencionando algo realmente increíble. El último túnel detectado por Israel, en Enero de este año, los terroristas de Hamás lo estaban construyendo justo por debajo del paso fronterizo de Kerem Shalom. Los esfuerzos y dedicación del ejército israelí, significó poco menos que un milagro, al lograr destruir la parte socavada en territorio israelí, sin afectar al paso ya nombrado. Si hubiera fallado cualquier cálculo israelí, hoy la ONU estaría condenando una vez más y en los términos más enérgicos imaginables, a Israel, por “haber clausurado el paso Kerem Shalom, para hacer sufrir de hambre al pueblo palestino.
Creo que he aportado elementos suficientes como para poder concluir que: La Franja de Gaza, vive y subsiste única y exclusivamente, gracias al “bloqueo” israelí

David ben Jaim


Déjanos tu comentario a continuación


    


Envíame una copia a mi correo

Tweets de interés

    Copyright © 2010+         JAI - El sitio de la Colectividad Judía en Uruguay